¡No mires hacia arriba!

o puedo pensar en una época en los últimos 30 años en la que haya habido tantos cambios y desafíos en el mundo. Quizá la hubo para mis padres y abuelos, pero en mi vida laboral parece que hemos entrado en una nueva era, en la que el término VUCA -volátil, incierto, complejo y ambiguo- adquiere cada día más importancia.  

Basta con pensar en los cambios a los que se enfrentan las personas en el trabajo y las transiciones que esperamos que afronten en términos de comprensión de nuevos productos, nuevos sistemas, nuevas formas de trabajar, nuevos procesos y nuevos mercados, junto con las transformaciones empresariales ágiles y digitales. 

En el centro de estos cambios está el aprendizaje: el aprendizaje de las habilidades técnicas y las habilidades de las personas, junto con el aprendizaje necesario para mantenerse al día con el conocimiento acelerado que rodea cada puesto.  El aprendizaje es la única herramienta que nos ayuda a adaptarnos y a fomentar la resiliencia necesaria para mantenernos cómodamente por encima de las olas del cambio, en lugar de ahogarnos bajo ellas. 

VUCA (Volatility, Uncertainty, Complexity, Ambiguity) es un acrónimo utilizado para describir la volatilidad, incertidumbre, complejidad y ambigüedad de condiciones y situaciones.

Qué está ocurriendo en las organizaciones de aprendizaje para hacer frente a un mundo VUCA 

Entonces, ¿cómo están gestionando el aprendizaje las organizaciones de éxito para ayudar a sus empleados a enfrentarse a un siempre desafiante mundo VUCA pos-covid? 

Hay varias medidas que están adoptando para ampliar su función, impulsar un aprendizaje más eficaz y obtener más resultados estratégicos. Entre ellas se encuentran:  

  1. Personalización de las experiencias de aprendizaje, la estructura y el contenido
  2. Apoyo al rendimiento en tiempo real durante toda la experiencia del empleado
  3. Aprendizaje fraccionado en función de los 5 momentos de necesidad 
  4. Ciclos de aprendizaje social: aprendizaje a través del trabajo, la tutoría y el coaching  
  5. Conectar a las personas con las habilidades futuras que necesita la organización 
  6. Enfoques de aprendizaje más inmersivos para facilitar la práctica de las habilidades 

Curiosamente, este enfoque no está dirigido por las herramientas y la tecnología, sino por el valor del negocio y de las personas.  Al ofrecer un aprendizaje más rápido, más eficaz, más contextual y más profundo alineado con los resultados empresariales medibles, las organizaciones pueden invertir más tiempo y recursos para innovar.   

En este sentido, vemos un enfoque paralelo del aprendizaje, que apoya el rendimiento actual y también proporciona un enfoque más estratégico centrado en las personas que ayuda a estas a tener éxito en sus funciones en el futuro. El apoyo al rendimiento en el presente, para los impulsores predecibles del aprendizaje, por ejemplo, nuevos sistemas, nuevos procesos, nuevos productos, etc., requiere un enfoque del aprendizaje centrado en el conocimiento y en tiempo real.    

Un enfoque más estratégico, centrado en las personas, desarrolla las capacidades humanas y técnicas mediante la aportación, la acción, la retroalimentación y la reflexión. El objetivo es dinamizar y desarrollar la capacidad de recuperación de las personas, conectarlas con sus aspiraciones, objetivos profesionales y oportunidades de crecimiento en la organización. De este modo, se tiene una perspectiva práctica para ayudar a las personas a desempeñar sus funciones hoy y también sirve como empujón para ayudar a las personas a tener éxito en sus funciones mañana.  

Gran parte de esto está siendo posible gracias a una revolución en la inteligencia de las personas, impulsada por la Inteligencia Artificial. Es la máquina la que está haciendo las conexiones con el contenido y los mentores. Es la IA la que crea la transparencia entre el trabajo, las personas, las asignaciones, los proyectos y la forma en que los individuos saben qué formación y reciclaje necesitan para ser aún más empleables.  Es el aprendizaje con propósito: un aprendizaje más ágil e inteligente, más personalizado y contextualizado, un aprendizaje que es transformador para las personas y también para las organizaciones.    

Este es el núcleo del futuro del aprendizaje digital y nos ayudará a aprender a adaptarnos a un mundo cada vez más desafiante.    

Es la potenciación de nuevos comportamientos, para que tengamos la confianza de ¡mirar hacia arriba!, y resolver algunos de los inmensos problemas que aparecen cada día para verlos como oportunidades increíbles de hacer cambios verdaderamente positivos, para nosotros mismos y para nuestro mundo. 

info@geosys.com.pe